BAJO SOSPECHA: T2 Capítulo 4: “El teléfono”

El capítulo 4 de “Bajo Sospecha” ha estado emocionante, y nos ha desvelado nuevos sospechosos en el caso. Han intentado matar a Víctor, pero Alain ha conseguido salvarle a tiempo. Ha sido víctima del robo del móvil, por parte de la doctora Belén Yagüe, con lo cual ha puesto en peligro la investigación, y su continuidad como policía infiltrado, al haber sido descubierto por ella.

Muchas dudas acerca de su ataque, quien le agredió, y le drogó con escopolamina, ¿ha descubierto que es policía? ¿Ha contado Víctor algo bajo los efectos de la droga? ¿Realmente Belén estaba en la azotea por casualidad hablando por teléfono, o está implicada? Casas ha mandado averiguar si realmente estaba hablando por teléfono en ese momento. Don Pedro identifica al atacante como a un “hombre”, médico o enfermero, no sabe.

4bs 9

(Fuente: Antena 3)

Hemos descubierto una nueva relación en el hospital, la enfermera Natalia Sanz y el cirujano Daniel. La enfermera, al ser interrogada por la comisaria francesa, sobre el aumento del 40% del uso de la escopolamina en el hospital, ha picado el anzuelo y ha ido corriendo a reprochar a Daniel que no le va a cubrir más.

El peso del capítulo ha estado en la nueva detención, del cirujano Daniel Legarra, el cual ha sido descubierto por Víctor, llevándose una dosis de escopolamina, la sustancia con la que él fue drogado. Se trata de una droga conocida como burundanga, que provoca la pérdida de voluntad y de memoria bajo sus efectos. Seguramente a Isabel y Sara las drogaron con ella, por eso no opusieron resistencia. La sustancia no deja rastro pasadas pocas horas de ser suministrada, de este modo no hallaron restos en los análisis. El cirujano ha confesado que padece Parkinson, y esta sustancia a pequeñas dosis, le permite disimular los síntomas, los temblores que le provoca la enfermedad. La policía le ha espetado que así no puede operar, pero él ha alegado confidencialidad médica. Respecto al momento del traslado de Sara Guzmán, tiene coartada, en una cafetería con la neuróloga, por tanto no pudo ser él quien huía en la cementera.

En cuanto a la desaparición de Enrique Méndez, Miguel ha trazado un plan. Se cuela en su casa, aunque es pillado in fraganti por el niño. Pone ropa en una maleta, y la introduce en un autocar, con el móvil dentro. Antes, envía este mensaje a la suegra:

“No aguanto más. Necesito tiempo para pensar. Me voy. No sé cuando volveré. Lo siento. Cuida de Kiko”.

La suegra, denuncia su desaparición, por varios motivos, no se ausentaría sin su hijo, había conseguido trabajo, no se llevó las medicinas, el mensaje no lo escribió él, pues siempre le hablaba de usted y a su hijo le llamaba Fran. Hallan su maleta con el móvil en Burdeos.

En el hospital, encuentran los restos de su prótesis de rodilla en el crematorio. Por tanto, averiguarán que se trata de él, y pensarán que está relacionado con el caso.

Resaltar también una llamada de “Lola”, la suegra de Enrique, al móvil de Enrique, que el doctor forense Miguel no ha cogido, en presencia de Alain.

Los momentos más divertidos del capítulo, nos los ha dejado Víctor, cuando ha salido corriendo por los pasillos, con el culete al aire, buscando su móvil. La parte más cómica la ha puesto Vidal, comparando la burundanga con el “Sarandonga” de Lolita, a la siesa de la comisaria francesa. 😛

La parte tierna ha sido el momento padre-hijo, del comisario Casas con Víctor, al preocuparse por lo que le había pasado, ha comprendido que ha sido un mal padre, y quiere cambiar. Para empezar, le regala un reloj que fue de su abuelo. Víctor acepta, y se muestra bastante amable, para lo que normalmente acostumbra, y es que en el fondo, siente una gran admiración por su padre y su profesión.

4bs 31

(Fuente: Antena 3)

En la rivalidad de los dos polis por llevarse a la chica, Belén, en este capítulo gana Víctor, aunque con un encuentro bastante movidito. Víctor se deja querer como paciente, aunque no le gusta quedarse de baja. Más tarde, Belén se enfada con Alain, por desacreditarla como médico, al firmar el alta del que es “su paciente”, o sea, de Víctor. Finalmente, Belén se ofrece a llevar a su casa a Víctor, le confiesa que le robó el móvil, y le ha descubierto, sabe que es policía infiltrado. Aquí hay un fallo monumental, pues debería haber leído los mensajes con Alain, y haber descubierto a ambos. El problema es para la investigación, pues Belén puede contar quién es realmente Víctor, o incluso estar ella implicada. Casas le sugiere que coja vacaciones, pero ella rechaza la oferta. Afirma que no dirá nada, e incluso ayudará en lo posible en la investigación. La comisaria francesa, Sophie, quiere a Víctor fuera, y despotrica de la rigurosidad española. Destacar que ha recibido una llamada de la madre de Catherine, Adriana Le Monnier, presionándola para que avancen en el caso, y amenazándola con lo que más le duele, su prestigio como comisaria de policía, si fracasa.

Para acabar, Sara Guzmán despierta. Gorka quiere pasar a verla, pero no le dejan. Mientras descansaba en la sala de médicos, Gorka ha tenido una pesadilla, en la que su mujer fallecía, y al entrar a verla, ésta le preguntaba: “¿Por qué no me salvaste?”. La semana que viene la interrogarán, ¿reconocerá a alguien como su secuestrador? ¿O bajo los efectos de la escopolamina no recordará nada? No te pierdas los avances del capítulo 5 de “Bajo sospecha”. Y como siempre, podéis dejar vuestros comentarios, con teorías, primeros sospechosos, etc.

Bajo Sospecha: Pistas del caso.

VOLVER ARRIBA⇑

4 comentarios en “BAJO SOSPECHA: T2 Capítulo 4: “El teléfono”

  1. Hasta que no aparezca el cuerpo sigo teniendo mis sospechas sobre Catherine, creo que es cómplice de los secuestros y asesinatos… Desaparecida nadie sospecha de ella, es una buena estrategia. Por otro lado, se me ocurre una hipótesis acerca de los ataques hacia los trabajadores del hospital: ¿Puede que cometieran alguna negligencia médica con algún/a paciente relacionado con el/la asesin@? Por eso Doña Adela protege tanto al hospital, para que no salga a la luz.

    En fin, solo son especulaciones.
    Muy bueno tu blog, felicidades.

    Un saludo.

Los comentarios están cerrados.